Actualidad
Oceana: 'Tres de cada cuatro barcos arrastreros españoles pescaron en áreas marinas protegidas en 2022'

Oceana: 'Tres de cada cuatro barcos arrastreros españoles pescaron en áreas marinas protegidas en 2022'

Actualizado el 28/11/2023 13:06                Compartir

Tres cuartas partes de los barcos que practicaron la pesca de arrastre de fondo en España el año pasado lo hicieron en algún momento en áreas marinas protegidas. Así lo señalan datos oficiales de la Secretaría General de Pesca a los que ha tenido acceso Oceana. Así, 673 embarcaciones, de las 887 dedicadas al arrastre de fondo en territorio español, faenaron en enclaves teóricamente protegidos. Esto es, pescaron con artes altamente dañinas para los ecosistemas en zonas legalmente designadas para proteger la biodiversidad. A pesar de gozar de protección sobre el papel, estas áreas no cuentan con planes de gestión que garanticen una protección real ante el arrastre de fondo, y cuando estos planes existen, no son adecuados.

La científica marina de Oceana en Europa, Silvia García, explica que “los datos ofrecen una radiografía perfecta de la cruda realidad de las áreas marinas protegidas en nuestro país. España podría estar actuando al filo de la ley por permitir la pesca de arrastre en estas zonas. Es indispensable que el Gobierno sea coherente con sus compromisos de conservación nacionales y europeos y, para ello, debe prohibir la pesca de arrastre en áreas marinas protegidas para que estas no sean solo papel mojado.”

Según el análisis de Oceana de estos datos oficiales extraídos de los Sistemas de Seguimiento de Buques (SSB o VMS, por sus siglas en inglés), el año pasado las áreas marinas protegidas españolas estuvieron expuestas a un mínimo estimado de 178.223 horas de arrastre de fondo, habiéndose registrado en algunas de ellas hasta decenas de miles de horas de este tipo de pesca.1

Zonas Natura 2000 españolas marcadas en verde y señales de SSB/VMS correspondientes a embarcaciones de arrastre destacadas en naranja. Fuentes de datos: Secretaría General de Pesca del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.

Algunas de las áreas marinas protegidas más afectadas por el arrastre en España son Sur de Almería - Seco de los Olivos (Almería), Valles submarinos del Escarpe de Mazarrón (Región de Murcia), Canal de Menorca (Islas Baleares) y Sistema de cañones submarinos de Avilés (Asturias),1 todas ellas carentes de la gestión adecuada que las proteja de la amenaza del arrastre.

La pesca de arrastre consiste en desplazar redes por el fondo del mar, a modo de excavadoras que lo arrasan todo a su paso. Es uno de los métodos de pesca más agresivos y provoca daños graves en multitud de hábitats y especies desde el fondo marino hasta la superficie, afectando a especies vulnerables como plumas de mar, gorgonias, esponjas, tiburones de profundidad, e incluso cetáceos, tortugas y aves. Además, esta actividad tiene efectos devastadores en el medio circundante y afecta a la resiliencia del océano frente al cambio climático.2 En el Mediterráneo estas redes pueden alcanzar los 220 metros de largo, lo que equivale a más de cuatro piscinas olímpicas.

Notas al editor:

Este análisis se ha desarrollado a partir de datos de actividad pesquera proporcionados por la Secretaría General de Pesca del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, a los que Oceana ha accedido a través de una solicitud de información ambiental. Los datos provienen de la información que aportan los Sistemas de Seguimiento de Buques (SSB, o VMS por sus siglas en inglés), dispositivos de seguimiento por satélite para buques de pesca de más de 12 metros de eslora. Estos terminales, también conocidos como cajas azules, envían automáticamente y como mínimo cada dos horas, información sobre la embarcación y su actividad, como fecha, hora, número de registro, posición, velocidad, rumbo, y tipo de arte. La Administración usa estas señales para hacer seguimiento de la actividad pesquera con el objetivo de mejorar su gestión.

La actividad pesquera se ha estimado según la velocidad del buque en el momento de la emisión de la señal SSB/VMS, considerando como pesca la actividad a 3 nudos o menos, una vez eliminadas aquellas señales que por su cercanía a puerto pudieran significar falsos positivos o navegación a baja velocidad. El número de embarcaciones que faenan en cada área marina protegida se deduce de manera directa, pues cada embarcación está identificada con un código único registrado junto a cada señal SSB/VMS. El número de horas de pesca en zonas protegidas se ha estimado calculando el tiempo transcurrido entre dos señales de pesca consecutivas que se encuentran dentro de dichas zonas. Las estimaciones se han mantenido en modo conservativo, es decir, despreciando los posibles tiempos de pesca antes y después de la emisión de la primera y última señal, respectivamente, de cada grupo de señales consecutivas que forman parte de un mismo lance.

La Red Natura 2000 se compone de las zonas más importantes para especies vulnerables como cetáceos, tortugas, y aves, y para hábitats del fondo marino, como arrecifes o praderas marinas, entre otros. Son áreas esenciales para la cría, alimentación, y refugio de la fauna marina, incluyendo especies de peces comerciales.

La Ley de Patrimonio Natural y Biodiversidad (que traspone la Directiva Hábitats de la UE) obliga a conservar la integridad de los ecosistemas en las zonas Natura 2000, siendo necesario tener en cuenta en la gestión todos los elementos que los conforman. Las áreas designadas deberán contar con una gestión adecuada, que asegure el objetivo primero de la conservación de los elementos naturales por los que las áreas fueron protegidas.

En cuanto al compromiso internacional de proteger un 30% de sus aguas para 2030, España cuenta actualmente con un 13% de áreas marinas protegidas, incluyendo un 8% que está dentro de la Red Natura 2000. Gran parte de estas zonas carecen de medidas de gestión adecuadas para asegurar su protección, por lo que se consideran parques de papel, como Oceana denunció en su informe Parques de papel en España – arrastre de fondo en áreas marinas protegidas.3


Comentarios

Ahora en portada
Noticias Mallorca