Palma
Parques y Jardines de Palma ha detectado por primera vez la oruga del boj (Cydalima perspectalis)

Parques y Jardines de Palma ha detectado por primera vez la oruga del boj (Cydalima perspectalis)

Actualizado el 09/05/2019 12:39                Compartir

El Servicio Municipal de Parques y Jardines ha detectado por primera vez la oruga del boj (Cydalima perspectalis) en el municipio de Palma, y ​​ya ha podido actuar con rapidez gracias a las inspecciones preventivas que se iniciaron en el mes de febrero.

El pasado mes de abril los técnicos del servicio detectaron esta oruga a varios locos del municipio. Los ejemplares afectados se encontraban en las zonas verdes de la avenida de Antoni Maura, el Banco del Aceite, el Huerto del rey y el parque de las Fuentes, así como en el vivero municipal de Son Sardina. Estos focos ya se están tratando y está haciendo un seguimiento exhaustivo de la respuesta al tratamiento y evolución.

El pasado 21 de marzo el Departamento de Sanidad Forestal organizó una jornada técnica sobre esta nueva especie, ya que es muy importante localizar los primeros focos de actividad y tomar las medidas adecuadas para evitar su dispersión. Cabe destacar que esta oruga afecta el arbusto silvestre endémico de Mallorca, el Buxus balearica, que es una especie catalogada de especial protección. De ahí la importancia de prevenir la oruga aunque no suponer ningún peligro para las personas.

Actuar rápido es fundamental. Por eso desde el Servicio se recomienda a los particulares que tengan bojes que los revisen. * Los ejemplares con presencia de orugas presentan hojas defoliades, hilos de seda y excrementos en el suelo. En caso de observar estos síntomas, se recomienda a los propietarios utilizar productos fitosanitarios, trampas o controles manuales.

La oruga del boj es un lepidóptero de la familia Pyrallidae que causa defoliación sobre los bojes (Buxus). La oruga se identifica fácilmente por dos franjas blancas y finas en los laterales de su dorso. Una vez pasado el proceso de crisálida, surge una mariposa de color blanquecino, que se ve muy atraída por las fuentes de luz. Es originaria del este asiático y desde que se localizó en Europa en 2007, introducida a través de plantas ornamentales importadas, se ha propagado de manera veloz.

Su entrada en España fue a través de los Pirineos, donde se dio la primera detección en 2014, y desde entonces se alimenta de los arbustos en el norte de Cataluña. En Mallorca, la presencia de la oruga del boj se detectó a finales de 2018, y desde entonces el Servicio de Parques y Jardines comenzó a anticiparse para iniciar las inspecciones de forma preventiva en Palma.

Esta especie invasora se suma a las llegadas anteriormente (xilel·la, picudo rojo ...), fruto, principalmente, del transporte de material vegetal importado en las Islas, que aumenta cada vez más y, junto con el cambio climático, favorece en la mayoría de ocasiones la actividad y dispersión de estas especies.

Comentarios

Ahora en portada
Noticias Mallorca