Cultura

El Museu de Pollença adquiere dos nuevas obras por un importe total de 75.000€

El Museu de Pollença adquiere dos nuevas obras por un importe total de 75.000€

Actualizado el 06/11/2021 13:16                Compartir

El Ayuntamiento de Pollença ha adquirido dos nuevas obras para el Museo de Pollença por un importe total de 75.000€.

Aina Aguiló, codirectora del Museo de Pollença, ha explicado que “este año hemos conseguido comprar dos obras importantes que nos faltaban y que, además, están muy ligadas entre sí. Una es de la obra Cala Sant Vicenç pintada por Antoni Gelabert y la otra es el Castillo Gris de Santiago Rusiñol”.

Por un lado, se trata de la compra de la obra Castillo del Rey o Castillo Gris, de Santiago Rusiñol Prats (Manlleu 1861 – Aranjuez 1913) por 65.000€.

La obra Castell del Rei o Castell Gris es una pintura al óleo sobre tela de 82 x 102 cm y con un marco de 106 x 126 cm. Pintada en Mallorca en la primavera de 1902, está firmada y dedicada al ángulo inferior derecho "Al querido amigo, J. Torrens. S. Rusiñol".

Aguiló ha añadido que “la compra del Rusiñol ha sido una tarea difícil porque el artista sólo pintó nueve paisajes de Pollença, seis de los cuales son el Castell del Rei. La mayoría de estas obras están en museos o fundaciones: el Banco de Sabadell dispone de los dos grandes paneles que estaban en el Gran Hotel; el Museo de Mallorca dispone del Castillo del Rey de la Fundación Sa Nostra, ahora CaixaBank; el Museo Cau Ferrat de Sitges tiene uno; la Fundación Barceló de Palma también tiene uno, y un museo de Córdoba (Argentina) tiene otro. Sólo quedaba uno de Castell Gris , que es lo que hemos comprado”.

Con esta compra, el Museo pone de relieve la importancia y el compromiso con el paisajismo hecho en Pollença, así como un compromiso con la Escuela Pollencina de Pintura y con todos aquellos que pintaron Pollença antes y después de la llegada de Anglada Camarasa .

Por otra parte, también se ha llevado a cabo la compra de la obra Cala Sant Vicenç del pintor mallorquín Antoni Gelabert (Palma 1877 - Deià 1932), pintada en 1902 por el artista en Sant Vicenç con un precio total de 10.000€.

Una compra que, para la actual dirección del Museo, “es relevante ya que creemos que es importante tener una pieza de cada uno de los artistas que situaron a Pollença, a principios del siglo XX, en el mundo del arte en general y del paisaje en particular”.

Aina Aguiló ha asegurado que “con estas adquisiciones el Museo de Pollença ha subido un grado en cuanto a la calidad de su fondo, ya que nunca se habían gastado tanto dinero para adquisiciones” y ha comentado que “coincidimos con el resto de los museos mallorquines al promover la adquisición del patrimonio que se vende fuera y, a ser posible, que no salga de aquí. Debemos valorar, atesorar y proteger el patrimonio porque forma parte de nuestro pasado, de nuestra historia, de nuestra cultura, y es la herencia que dejaremos a las generaciones futuras para que le quieran y se sientan orgullosas”.

Con la compra de estas dos obras se hace tangible el compromiso del Ayuntamiento por uno de los temas más especiales para el Museo, como son los paisajes pintados en Pollença por artistas de todo el mundo.

movi

Comentarios

Ahora en portada
Noticias Mallorca