esco
Economía
Proponen transitar los ERTE de fuerza mayor a causas productivas, y mantener la protección hasta el 31 de diciembre

Proponen transitar los ERTE de fuerza mayor a causas productivas, y mantener la protección hasta el 31 de diciembre

Actualizado el 04/06/2020 17:09                Compartir

La Mesa de Diálogo Social de las Illes Balears, conformada hoy por el vicepresidente Juan Pedro Yllanes, la consellera Rosario Sánchez y el conseller Iago Negueruela, y las organizaciones sindicales (José Luis García, de CCOO y Alejandro Teixias, de UGT) y empresariales (Carmen Planas por CAEB y Jordi Mora por PIMEB) más representativas han acordado hoy aprobar varias medidas dirigidas a reforzar la protección del mercado económico y laboral de las Islas.

Al acabar, el conseller Negueruela ha dado cuenta de los principales puntos de los acuerdos. En primer lugar, se ha consensuado un documento para elevar en el Gobierno del Estado, en el que se solicita que los ERTE por causas de fuerza mayor puedan transitar a ERTE por causas productivas una vez se levante el estado de alarma.

Se plantea que esta medida sea efectiva hasta el 31 de diciembre de 2020. De este modo, el tráfico de ERTE a causas productivas permitirá una flexibilización de la reanudación de las empresas a la actividad.

Una de las principales propuestas es que los ERTE por causas productivas puedan estar bonificados y se plantean dos posibilidades para aplicar estas bonificaciones de las cotizaciones: una, que se exoneren las cotizaciones al 100% de los trabajadores afectados por un ERTE (o un 50% en el supuesto de que queden desafectados) y otra alternativa es que se exonere parcialmente el pago de las cotizaciones, en diferentes grados, en función a su demanda turística internacional, y teniendo en cuenta la productividad regional.

Otro elemento también importante de esta propuesta es que, en todos los casos, el reconocimiento de los ERTE por causas productivas se haga por centro de trabajo y no por empresa (como está actualmente fijado), como un elemento más de flexibilización para la incorporación de las distintas actividades productivas, teniendo en cuenta que la reanudación tendrá que ser progresiva en cada empresa.

Dado que los ERTE parciales han demostrado una escasa efectividad en las Illes Balears, puesto que las empresas tenían que asumir el coste de las cotizaciones de toda su plantilla, todavía no se encontraran en situación de reanudación laboral, la Mesa del Diálogo Social de las Illes Balears propone un mecanismo más ajustado a la realidad de la actividad turística, basada en la tramitación de ERTE por centro de trabajo y poder así aplicar estas medidas extraordinarias.

En este acuerdo de la Mesa de Diálogo Social también se incluyen las personas trabajadoras fijas discontinúas y aquellas que realizan tareas fijas y periódicas que se repiten en determinadas fechas del año y que se encuentran en periodo de inactividad a causa de la crisis de la COVID-19, y que también serán incluidos en los ERTE, ampliando así la red de protección para el conjunto de trabajadores y trabajadoras.

PRUEBAS SEROLÓGICAS VOLUNTARIES

Otra medida acordada en mesa de diálogo social ha sido una mejora de la estrategia de diagnosis, vigilancia y control de la COVID-19, facilitando a los trabajadores y trabajadoras la posibilidad de someterse, con carácter voluntario, a una prueba serológica, según las pautas y directrices de la autoridad sanitaria, que contribuirá a frenar posibles contagios.

Las pruebas serológicas serán prescritas por el Departamento de Medicina del Trabajo del servicio de prevención de Riesgos Laborales, a petición de la empresa candidata, y pueden ser realizadas por centros o servicios privados, debidamente acreditados y autorizados por la autoridad sanitaria.

Estas pruebas se hacen garantizando la protección de datos de los trabajadores y trabajadoras y si la interpretación de la prueba serológica así lo aconseja, el Servicio de Prevención de Riesgos podrá solicitar la realización de pruebas PCR para la persona afectada.

ESTRATEGIA DE TURISMO SEGURO EN LAS ILLES BALEARS

Otro elemento para reforzar las garantías de seguridad ha sido la aprobación y puesta en marcha de una estrategia de turismo seguro en las Islas Baleares, pensada para mejorar la seguridad de los turistas, ampliando la información de las medidas e infraestructura pensada en el control de la pandemia.

En este sentido, la estrategia concluye que las Islas se encuentran completamente preparadas para poder afrontar una reapertura de la actividad turística este verano, gracias a

  • una acertada gestión de la epidemia, con la aplicación de medidas contundentes desde las primeras etapas
  • un cierre total del territorio a través de la finalización de las comunicaciones marítimas y aéreas
  • el reforzamiento de las capacidades sanitarias tanto hospitalarias como Atención Primaria
  • el trabajo y la responsabilidad de los agentes económicos y sociales garantizando la seguridad y la salud de las personas trabajadoras

La estrategia contempla dos frentes de actuación. Por un lado, explica la capacidad de reacción sanitaria que tienen las Islas, a cada una de ellas, tanto por infraestructura como por recursos humanos, médicos y sanitarios.

Por otro lado, la estrategia también aborda la seguridad, prevención y protección en diferentes ámbitos y espacios donde interactúa la población turista, estableciendo protocolos de seguridad y guías para ofrecer mayores garantías de condiciones de seguridad. En concreto, se han realizado guías preventivas a alojamientos turísticos, restauración, comercio, transporte discrecional, transporte púbico y servicios diversos.

Finalmente, se informa sobre los controles realizados a puertos y aeropuertos, a fin de que la enfermedad no se extienda, con dos tipos de control: controles de temperatura corporal y realización de un cuestionario sobre sintomatología.

SE INTENSIFICA EL TRABAJO DE CARA A LA PRUEBA PILOTO

Otro aspecto planteado a la Mesa de Diálogo Social tiene que ver con la prueba piloto en la cual el Gobierno de los Illes Balears está trabajando de manera conjunta con el sector empresarial y los sindicatos durante las últimas semanas. Todo con el objetivo de poder recibir un grupo reducido de turistas alemanes durante la segunda quincena de junio.

El conseller Negueruela ha asegurado durante su comparecencia que el documento final está “muy avanzado y trabajado con los ministerios afectados” y que únicamente se está esperando ya la “respuesta del Gobierno de España”. En esta línea, Negueruela ha defendido “apostar por este corredor seguro”


Comentarios

Ahora en portada
Noticias Mallorca